20/07/2024
Nacionales

Massa analiza un aumento salarial de suma fija entre $ 25.000 y $ 30.000, o más, y un bono para jubilados

Golpeado por la derrota en las PASO y las consecuencias económicas que ya genera la devaluación del 20%, el ministro de Economía Sergio Massa intentará en los próximos días calmar al kirchnerismo con medidas económicas y reconfigurar la estrategia de campaña para llegar a meterse en el balotaje.


En su primera entrevista después de las elecciones y en medio de una fuerte incertidumbre económica, el candidato presidencial de Unión por la Patria (UxP) habló en A Dos Voces (TN) en donde descartó una posible renuncia por la crisis, confirmó que la semana próxima se comenzará a negociar una suma fija para asalariados y que se harán nuevos anuncios para “compensar las medidas difíciles”. 

 
Los anuncios del funcionario buscaron calmar a los sectores más duros del kirchnerismo que exigen medidas concretas para paliar la suba de precios.


“Vamos a empezar a anunciar el tema de la suma fija como tema a discutir dentro del marco de la paritaria. Lo estoy charlando con Kelly Olmos (la ministra de Trabajo) y la CGT. Va a haber suma fija; va a haber un esfuerzo adicional con asignaciones; vamos a reforzar AUH; vamos a ver cómo impacta en la canasta de jubilados. La gente tiene que saber que sabemos qué le pasa”, dijo el titular del Palacio de Hacienda.

No se trata de una cuestión menor, ya que varios sectores del oficialismo entienden que el Gobierno estuvo “atado de pies y manos” por el acuerdo con el FMI lo que le impidió tomar medidas concretas antes de las PASO de agosto. 
 
De hecho, un dirigente social de peso se lo dijo al propio Massa antes de la interna: “Sin anuncios no se puede ir a los barrios, la gente necesita sentirse parte”. 
 
Los resultados del domingo no hicieron más que ratificar que el electorado castigó esta falta de medidas.
 
Cuáles son los anuncios que prepara Massa tras la devaluación
 
    Suma fija: la recibirán los trabajadores registrados (en blanco). Antes de la devaluación se hablaba de un monto que oscilaba entre $ 25.000 y $ 30.000, pero ahora podría ser mayor.
 

    La medida era reclamada con fuerza por el kirchnerismo duro. Cristina Kirchner lo había planteado expresamente hace unos meses y Juan Grabois volvió a insistir esta semana, tras la derrota electoral, al pedir “medidas urgentes para los sectores vulnerables”.

    Si bien Alberto Fernández bloqueaba la medida, la devaluación y la alta inflación terminan de obligar a Massa a tener un gesto con los votantes del kirchnerismo duro. Grabois sacó cinco puntos en las PASO y representa a un sector de votantes que Massa no puede perder.
 
    La suma fija genera resistencia en algunos gremios, que entienden que distorsiona la paritaria.
 
    Se prevén además anuncios sobre un refuerzo de la Asignación Universal por Hijo (AUH) y un adicional para asignaciones familiares.
 

    También se analizan gestos para los jubilados: un posible bono y medidas sobre el precio de los medicamentos.

“Caminar sin asustar”, la estrategia que se debate en el oficialismo para ir a buscar a los que no votaron

Además de pilotear la tormenta económica, el oficialismo sabe que tiene que bajar el ausentismo para mejorar la performance electoral en octubre y alcanzar el balotaje.

En el comando de campaña que dirige Eduardo “Wado” De Pedro creen que la baja participación -apenas el 68,5% del padrón concurrió a votar, la cifra más baja de la historia- “es una oportunidad”, especialmente en la Provincia de Buenos Aires. 
 
En el Gobierno creen que la caída en 1,4 millones de electores respecto de 2019 perjudicó más al peronismo que a sus competidores, una idea que también comparte Juan Grabois.

 

Sin embargo, todavía hay diferencias en UxP respecto de cuál es la mejor estrategia para seducir a ese electorado que no acudió a las urnas. 
 
Algunos proponer ir con un “discurso del miedo”, es decir, plantearle a los votantes que si gana Javier Milei “se perderán derechos”. Otros creen que la gente no va a ir a votar por miedo y que hay que “reconquistarlos con medidas y militancia en los barrios”.

 

En este contexto, el Movimiento Evita hizo este jueves un plenario para discutir cómo militar el voto del oficialismo en los barrios populares. 
 
“Se les va a recordar todo lo que hoy tienen y que dan por sentado, como la educación, la salud… en los barrios no importa la discusión del Conicet; no saben lo qué es. La discusión pasa por si esa gente siente que está dentro del proyecto de Massa o no”, explican fuentes de los movimientos sociales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *