13/04/2024
Sociedad

El Directorio del IDEP revaloriza el rol del sector privado

Representantes de los sectores productivos destacan el impacto social de las empresas en las comunidades y los avances en cuestiones de género.

El Día del Empresario Nacional fue instaurado mediante la Ley Nº 27.108 que promulgó el Poder Ejecutivo Nacional en enero de 2015. El propósito de esta jornada es destacar el accionar de empresas y de entidades que potencian el desarrollo de la industria, del comercio y de los servicios. En este contexto, integrantes del Directorio del IDEP Tucumán (Instituto de Desarrollo Productivo) revalorizan el rol del sector privado y de la articulación con el Estado para planificar acciones y estrategias que potencien el desarrollo productivo.

El productor de frutillas Nicolás Paz Posse, representante de los sectores productivos del Directorio del IDEP, afirmó que el rol del empresariado va más allá del impacto económico y de la generación de empleo, ya que influye en la educación y en la calidad de vida. «En nuestro caso, al ser una empresa de alimentos que cuenta con certificaciones de calidad, nuestros empleados aprenden, e incorporan para su vida, hábitos de higiene y de educación que impactan positivamente en su entorno y en su comunidad», subrayó.

La búsqueda de la calidad y de la mejora continua son pilares que el IDEP sostiene mediante sus acciones y estrategias. A través de su Programa Provincial de Calidad, el Instituto ofrece a las empresas locales una cobertura de hasta el 50% de los costos para certificar normas de calidad. Esta herramienta financiera incluye los costos de capacitación, de implementación y de certificación de normas de calidad.

La empresaria del sector metalmecánico Florencia Andriani, representante de la industria pesada en el Directorio del IDEP, reconoció el valor de la articulación entre el sector público y el privado como plataforma para plantear desafíos y soluciones conjuntas. «Hay temas como la política ambiental, energética o herramientas de financiamiento que, necesariamente, las empresas deben planificar en conjunto con el sector público. En Tucumán contamos como interlocutores válidos que, además, brindan soluciones concretas», expresó.

Por otro lado, destacó los avances en materia de igualdad de geńero que se registran en empresas de diversos sectores de la economía local. «Era una deuda pendiente que teníamos con las mujeres. Son cada vez más las que se involucran en proyectos productivos y que participan en cargos jerárquicos», celebró Andriani, aunque aclaró: «aún quedan desigualdades por resolver. Es importante que las empresas sigan generando espacios para que las mujeres compartan sus experiencias. Esto ayudará a seguir disminuyendo la brecha de género».

El IDEP forma parte de la Mesa de Género del Ministerio de Desarrollo Productivo, que impulsa espacios de encuentro para abordar problemáticas de género. Además, promueve herramientas financieras, provenientes de programas nacionales, que priorizan la participación de mujeres en la conducción de proyectos productivos.

Agregar valor e identidad

Por su parte, Horacio Frías, productor de paltas y representante del sector hortícola en el Directorio del IDEP, recalcó que el empresariado es el motor de la economía. Para ello, -aseguró- su misión es gestionar los recursos que impulsan la producción: la naturaleza, el capital y el trabajo. «El empresariado planifica la administración de estos tres recursos y genera, a partir de la innovación y de la tecnología, productos que los consumidores demandan para cubrir sus necesidades», señaló.

Por otro lado, Frías destacó la importancia de desarrollar productos que agreguen valor. «La identidad de un producto es dada por su marca y por lo que el público espera de ella. En Europa se valoran cada vez más los productos con esta característica», observó.

Sobre este punto, el IDEP cuenta con una herramienta que potencia la identidad y los atributos positivos de, productos y de servicios que desarrollan y comercializan, empresas e instituciones locales. La Marca Tucumán es el sello que distingue e identifica, desde hace 14 años, la oferta de productos y de servicios vinculados a los negocios, al turismo y a la cultura de la provincia. En la actualidad, esta marca territorio, cuenta con más de 400 licenciatarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *