22/02/2024
Locales

La ministra de Salud de la Nación recibió una réplica del primer premio a nivel mundial al Capítulo de Ingeniarías Clínicas de la SABI

La titular de la cartera sanitaria de Nación, doctora Carla Vizzotti, recibió por parte del ministro de Salud provincial, doctor Luis Medina Ruiz, y del director general de Tecnología Médica del Siprosa, ingeniero Luis Rocha, el reconocimiento con el que la Federación Internacional de Ingeniería Biomédica distinguió al Capítulo de Ingeniarías Clínicas de la SABI (Sociedad Argentina de Bioingeniería).

El Capítulo de Ingeniería Clínica de la Sociedad Argentina de Bioingeniería fue reconocido con el premio al mejor trabajo en equipo 2022 por la Federación Internacional para la Ingeniería Médica y Biológica, la cual representa a quienes se dedican a la investigación y el desarrollo en la ingeniería clínica, con un estimado de 120.000 miembros  en 200 organizaciones alrededor del mundo.

En este trabajo estuvieron participando todos los ministerios de salud de la Argentina, en su área de ingeniería, los hospitales referentes como Garrahan, Italiano, Alemán y las 25 mil unidades de asistencia que hay en el país.

“Con la visita de ministra de Salud Pública de la Nación, quería compartir el primer premio al trabajo en equipo distinguido a nivel mundial. Este es un reconocimiento a nuestro país en cuanto al trabajo conjunto de todos nuestros hospitales e ingenieros de la Argentina para sostener y pasar la situación de pandemia. Esa tarea destacada y visibilizada ha sido reconocida con esta premiación mundial, por lo que nos llena de orgullo y nos da ánimos de continuar trabajando y desarrollando todo esto que nos permite llegar a todas las unidades del país, con el fin de ayudar y compartir este conocimiento, que es la idea central de todo nuestro trabajo”, indicó Rocha.

En este sentido, el profesional remarcó que la ministra se mostró muy agradecida y feliz: “El acompañamiento, la escucha y el espacio de intervención es algo que agradecemos, por lo que toda la ingeniería clínica está a disposición del Ministerio de Salud y de todas las unidades del país. Es decir, tenemos toda esta potencialidad que está para ayudar a la comunidad desde el conocimiento para seguir creciendo”.

Rocha explicó que todo este trabajo se sigue fortaleciendo con las dos universidades que tiene la Argentina, con las diez residencias de ingeniería clínica, con los centros de especialización y el CONICET, con los que se realiza una labor en conjunto para dar respuesta a las necesidades de la población.

“Solo tenemos palabras de agradecimiento para el Ministerio de Salud por su acompañamiento y apoyo en esta instancia en la que también trabajamos en la reglamentación de la Ley de Trazabilidad, en la cual tuvimos la escucha para generar las directrices. Hay una comunidad ingenieril muy motivada y agradecida, porque de esta forma nos jerarquiza”, finalizó Rocha.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *